La Lucha constante contra los enemigos del Ser

La Lucha constante contra los enemigos del Ser
Click to open popup



AGUADOR 27 DE EL ☾☀⌛ 2018 DÍA SAVADO
DESPUÉS DEL NACIMIENTO DE JESUCRISTO EL GRAN SHILHOH
Según El Calendario Gregoriano Febrero 26 del año 2013, Día Sábado

Dice el Elohim Regente Genáltiser:

Presente Genáltiser: En el continuo batallar de los hijos de Dios es menester que conozcáis a vuestro enemigo; sólo si se conoce el enemigo hay ventaja para vencerlo, porque si se desconoce, el enemigo lleva la ventaja. Todo esto lo habéis recibido antes en las enseñanzas dadas por los pioneros del Pueblo Tao Judío de Verdad el Gran Padre Jah Kelium Zeus Induzeus y su hijo el Gran Avatara de Akuario Samael Joav Bathor Wehor. Más aún, es menester que os lo recuerde:

Existen las cabezas de legión y sus residuales egoicos; estos residuales egoicos dependen de los defectos: gula, ira, lujuria, pereza, etc.; y se unifican transformándose en un ente llamado energía clifótica negra, que es el que busca todas las formas para atacar a los demonios redentos y a los Mahatmas; los demonios redentos vienen en asenso después de sufrir en los diversos infiernos y tienen la oportunidad uno entre 10 millones de demonios que hacen fila para lograr esa oportunidad, de ser develado en un cuerpo físico, para ver la luz del sol después de miles o millones de años pagando las transgresiones a la ley y más si tiene el darma de pertenecer al pueblo de Dios; y muchísimo más endarmado, si esa materia pertenece a un núcleo de seres cuatricentrada o cuantricentrado y aún muchísimo más feliz y endarmado si ese núcleo de seres logra ser Heliohar para estar segura su salvación, así tenga que durar otros 4 retornos en esta u otras esferas pero es feliz porque viene en asenso impulsado por los Elohims Lusifer y Bathor y ama su vida viendo la luz del sol y es feliz en el esfuerzo por la superación, porque conoce, como el preso que salió de prisión los sufrimientos, las amarguras que sufren y lloran los que no pueden ver la luz del sol, el no tener las bondades de la madre naturaleza, como las hay en esta esfera que es una de las más hermosas de este sistema solar. Eso es un demonio redento, feliz de ser sacado de una mazmorra, y quiere conservar esa nueva libertad, esa nueva luz y se esfuerza para seguir en progreso con la obra de Dios.

En cambio hay Mahatmas que no han sufrido esas penalidades, Dragones que no han caído a esa clase de mundos de oscuridad y tinieblas, Maestros que vienen de nirvanas y no conocen esas situaciones periféricas, pero vienen cayendo y cuando son develados en cuerpos físicos tridimensionales o núcleos de seres cuatricentradas o cuatricentrados se sienten encapsulados, presos en sus cuerpos, debido a eso no hay felicidad en sus rostros, son tristes y amargados, no han sufrido mucho pero creen haberlo sufrido todo solo con estar en ese cuerpo, porque ellos también son transgresores de mundos superiores y por eso son traídos a estos mundos de la rueda del samsara. Por esto es bueno que tengáis en cuenta estos aspectos, porque aún, muchos de los seres que consideráis que vienen de arriba, de esferas superiores a esta traen catansias, que los cuerpos que los reciben tiene que lidiar con ellas. Entended que no es lo mismo lidiar con los residuales egoicos de sus cuerpos físicos, que lidiar con las catansias de los seres, por eso la lucha debe aumentarse todo el tiempo y no se debe dar tregua al enemigo de las almas, hay que ser constantes, tenaces y fuertes, pero con gran sabiduría para enfrentaros a vuestro peor enemigo: Sus propios núcleos de seres, su propio cuerpo físico que vive asediado por los residuales egoicos, o sea por la energía negra que ataca en forma directa a los demonios redentos o dimbeles y en especial a los Mahatmas: Grandes guerreros que se debaten con las legiones para lograr levantar ese cuerpo físico que los podrá llevar a los soles. Pero su batalla es intensa, porque a su vez que en ella misma se levanta, debe velar por los de su casa como una gran madre que ve por sus hijos, el Dragón, el Maestro, el Demonio, etc. Pero su enemigo más próximo es la energía clifótica negra y con él se debate día y noche, de día en día, de semana en semana, mes a mes, de año en año, de retorno en retorno. Núcleos de seres, esforzaos, cuerpos endarmados, esforzaos, cuerpos físicos lidiad contra vosotros mismos, contra vuestras legiones, evas controlad vuestros caprichos y no amarguéis la vida de los avas, avas controlad vuestros instintos y tolerad los caprichos de las evas. Mujeres controlad vuestras histerias y luchad porque en vuestro hogar reine la alegría, hombres venced vuestros defectos y esforzaos porque haya abundancia en vuestro hogar.

Ahora les presento el enemigo del Dragón; se alimenta de lo mismo que alimenta al Dragón es constante y está a la saga de cualquier descuido del Dragón para vencerlo y adueñarse de su cuerpo físico. Si un Dragón quiere vencerlo debe de armarse del escudo de la fortaleza y el látigo de la templanza. El escudo de la fortaleza lo mantiene alejado y el látigo de la templanza le obliga a obedecerle. Ese enemigo se llama petindrak. Núcleo de seres, nada podéis hacer en contra del petindrak si no hay escudo de fortaleza, fortalece tu cuerpo con ejercicio, toma el látigo de la voluntad y doblega a tu enemigo petindrak.

Tenemos ahora el enemigo del Maestro, en igual forma está a la altura de los Maestros es sabio y es eterno y ataca con enseñanzas magistralmente dilucidadas con lógicas subjetivas y con astucia le pone al cuerpo razones para que aparentando hacer el bien haga el mal, es el perverso clífo y está listo para acusar a sus hermanos. Núcleo de seres utilizad la lógica objetiva. Elegid vuestro alimento ahí está la inteligencia; alimento físico y alimento espiritual para vencer los clífos. Si el alimento físico no es selecto, no es pesado, no es medido, no tiene número, tiende más a alimentar los clífos. El alimento espiritual debe ser doctrinario, de las sagradas escrituras y cantares de lines, sacrofonesones, recibimiento del día, proyectando mejorar espiritualmente, esto no le gusta a los clífos y los hace alejarse de la materia.

Los Dioses también son atacados por enemigos igualmente poderosos: Se llaman klifetiser, que combaten continuamente con los Dioses, buscan la forma de llevarlos a la caída. La diferencia es que los Dioses tienen conciencia de su enemigo y lo enfrentan constantemente, de momento en momento, de instante en instante es una guerra férrea, sin tregua. Algunos klifetiser son vencidos por el amor de los Dioses y desean cambiar y se tornan en klifetisel porque el Elohim Asasel les ayuda tomando de sus cargas y cambiándolas de lugar. Estos klifetisel pasan a ser klifetifel porque les es aumentada la fe y el Gran Sabio Diógenes les ayuda cambiando sus genes para tornar a ser los Dioses que eran antes de ser entidades negativas. Pero aún como klifetifeles son enemigos de cuidado y deben ser enfrentados, porque pueden hacer caer a su antagónico Dios con mucha sabiduría.

Con esta muestra escalonada de los enemigos del ser los invito a reflexionar constantemente sobre este tópico para que estéis a la expectativa de quien os ataca día a día y enfrentad así a vuestro enemigo constante: Vosotros mismos, pero vosotros mismos tenéis las armas para derrotarlos y están plasmadas en la doctrina más poderosa de la Geahmus, la doctrina del Pueblo Tao Judío de Verdad. Mutad vuestra energía genética constantemente y aplicad todas las armas dadas.

Genetiza vuestros pensamientos…
Genetiza vuestras palabras…
Genetiza vuestros actos…
Genetiza guerrera y serás vencedora…
Genetiza guerrero y serás vencedor…

i… a… o…. aom. om sea.

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *