Niños Vacunados 5 Veces más Propensos a Enfermarse

Niños Vacunados 5 Veces más Propensos a Enfermarse
Click to open popup



Un estudio en curso llevado a cabo en Alemania que compara  las tasas de enfermedad entre niños vacunados y no vacunados apunta a una bastante clara disparidad entre los dos grupos en cuanto a las tasas de enfermedad respecta.

Tal y como reporta el grupo Health Freedom Alliance, los niños que han sido vacunados de acuerdo a la programación oficial gubernamental tiene 5 veces más probabilidades de contraer enfermedades prevenibles que los niños no vacunados que han desarrollado de forma natural sus sistemas inmunológicos sin vacunas.

Presentado como su propio estudio preliminar en septiembre de 2011, el estudio incluyó información de 8,000 niños no vacunados cuyas tasas globales de enfermedad fueron comparadas contra las tasas de enfermedad de la población en general, la gran mayoría de la cual ha sido vacunada. Y resulta que en cada categoría particular de enfermedades, los niños no vacunados les fue mucho mejor que los niños vacunados en términos tanto de prevalencia y severidad de las enfermedades. En otras palabras, la evidencia sugiere que las vacunas no son ni efectivas, ni seguras.

“Ningún estudio de los resultados de salud de la gente vacunada contra la no vacunada había sido efectuado en los Estados Unidos por el CDC o cualquier otra agencia en los 50 años o más de un programa acelerado de vacunación (ahora con más de 50 dosis de 14 vacunas que son puestas antes de la edad para kindergarten, con 26 dosis tan solo en el primer año)”, escribió Louis Rain en 2011 para Health Freedom Alliance en relación al estudio.

Tal y como se reveló a VaccineInjury.info, los niños vacunados son aproximadamente dos veces más propensos que los niños no vacunados a desarrollar neurodermatitis, por ejemplo, un trastorno de la piel marcado por un escozor crónico. De forma similar, los niños vacunados son dos y media veces más propensos, de acuerdo a la información actual, a desarrollar un patrón de dolores de cabeza o migrañas, si se compara con los niños no vacunados.

Los números son todavía más divergentes para el asma y la bronquitis crónica, donde los niños vacunados son ocho veces más propensos que los niños no vacunados a desarrollar problemas respiratorios. Los niños vacunados son más proclives a desarrollar hiperactividad, fiebre del heno y enfermedad de la tiroides, con una probabilidad, treces veces, cuatro veces y un impactante diecisietes veces mayor, respectivamente, comparado con los niños no vacunados.

Puedes ver los datos completos, tal y como se presentan actualmente, aquí:
http://journal.livingfood.us

Autismo en extremo raro entre niños no vacunados

Donde las cosas se ponen acaloradas, no obstante, es con el tema del autismo, el punto de contención desde hace bastante tiempo en el debate sobre la seguridad de las vacunas.  De acuerdo a la información, tan solo cuatro de 8,000 niños no vacunados que fueron incluidos en el reporte preliminar del estudio en 2011 respondieron que tenían autismo severo, lo cual es un mero 0.5% de la población general. Mientras que la tasa de autismo entre la población general, como tabulado por el estudio de KiGGS usado por la comparación, es alrededor del 1.1 por ciento.

Esto significa que los niños vacunados son 2.5 veces más propensos a desarrollar autismo severo en comparación a los niños no vacunados, un hallazgo impactante cuando se considera cómo el estamento médico oficial niega con vehemencia cualquier vínculo entre las vacunas y el autismo. Y como resulta, los cuatro niños no vacunados que reportaron autismo severo todos dieron positivo a la presencia de metales pesados, incluyendo el mercurio, lo cual pone el dedo en la llaga sobre las vacunas y los coadyuvantes causantes de enfermedades.

Aunque esta correlación no es necesariamente la conclusión de causalidad, la disparidad general de las tasas de enfermedad entre los niños vacunados y no vacunados al menos apunta a una fuerte conexión que no puede ser negada o desestimada. Incluso después de considerar el sesgo, tal como los autores del estudio han tratado de hacer durante años, la información continúa mostrando altas tasas de enfermedad entre los niños vacunados comparado con los niños no vacunados.

En un estudio similar conducido en los 90s pero no relacionado con el estudio actual, los investigadores encontraron que la tasa de defunciones entre los niños vacunados contra infecciones como difteria, tétano, pertussis es más de dos veces mayor, en promedio, si se compara a la de los niños no vacunados.

Fuentes para este artículo:

http://journal.livingfood.us

http://mnhopkins.blogspot.se

2 Comments

  1. tienen toda la razòn las personas que se vacunan enferman mas y hasta pueden morir ningùn ser humano necesita vacunas lo que si necesitamos es una buena aliemtasiòn

  2. los niños nacen saludable y cuando les meten el veneno andan siempre enfermos no a las v acunas

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *